-A +A
Inicio >> Actividad Cientifica >> Tumores de Novo en el Paciente Trasplantado

Tumores de Novo en el Paciente Trasplantado

CONCEPTO E INCIDENCIA
El sistema inmune destruye las células neoplásicas que en todos los organismos se originan por mutaciones somáticas o por infecciones por virus oncogénicos. La disminución de la vigilancia por parte del sistema inmune puede causar un crecimiento incontrolado de estas células neoplásicas. En consecuencia, los estados de inmunodeficiencia, bien sea congénitos o adquiridos, ya sean secundarios a la infección por el virus de la inmunodeficiencia humana o por el uso de medicación inmunosupresora, se asocian a un mayor riesgo de desarrollar tumores malignos.
Estos tumores oportunistas — neoplasias de novo- se desarrollan entre el 5 y el 15% de los pacientes que reciben un trasplante de órgano sólido. En España, en un estudio realizado por el Grupo Español de Trasplante Hepático se encontró una incidencia de 3,83% de tumores de novo en los receptores de un trasplante hepático. La incidencia de neoplasia en los pacientes trasplantados es el doble de la esperada en una cohorte de población no trasplantada, de similar edad y situación general y, va a aumentar con los años transcurridos desde la realización del trasplante. Se calcula que el riesgo anual de desarrollar un tumor maligno después de un trasplante de órgano sólido es del 2%.

TIPO DE NEOPLASIA
No todos los tumores están aumentados en los pacientes trasplantados. Así los tumores más frecuentes en la población general, como los carcinomas de pulmón, mama, próstata, colon o el carcinoma invasivo de cervix no tienen una mayor incidencia en los pacientes trasplantados. Por el contrario, el cáncer de piel y labio, los linfomas, el sarcoma de Kaposi, el carcinoma de cervix uterino, de vulva y periné, los tumores hepatobiliares y los sarcomas, sí tienen una incidencia significativamente mayor entre la población trasplantada que la observada en la población general.
En general, el tumor que con más frecuencia se ve en los pacientes trasplantados es el cáncer de piel. La frecuencia relativa del resto de las neoplasias malignas depende de otros factores, como el tiempo transcurrido desde que se realizó el trasplante, el tipo de trasplante, la intensidad y duración de la inmunosupresión utilizada, la enfermedad que causó el trasplante y la incidencia local de cáncer.
Aunque cualquier tumor maligno puede aparecer en cualquier momento evolutivo después del trasplante, existen algunas diferencias en el tiempo de aparición postrasplante. El tumor de presentación más precoz es el sarcoma de Kaposi (22 meses postrasplante, intervalo de 2 a 22 meses), seguido de los procesos linfoproliferativos (32 meses, intervalo de 1 a 254 meses). Los más tardíos son los tumores de piel y los carcinomas de vulva y periné (113 meses, intervalo 3 a 285 meses).

Eventos

L M M J V S D
 
 
 
1
 
2
 
3
 
4
 
5
 
6
 
7
 
8
 
9
 
10
 
11
 
12
 
13
 
14
 
15
 
16
 
17
 
18
 
19
 
20
 
21
 
22
 
23
 
24
 
25
 
26
 
27
 
28
 
29
 
30
 
31