-A +A
Inicio >> Actividad Cientifica >> Trasplante Hepatointestinal

Trasplante Hepatointestinal

INTRODUCCION
El fallo intestinal se define como la incapacidad del intestino para obtener un balance hidroelectrolítico y nutricional adecuado, necesario para la homeostasis interna del organismo, sin la necesidad de aportes exógenos o de nutricion parenteral.
Las causas del fallo intestinal son el Síndrome de Intestino Corto y patologías funcionales. El síndrome de intestino corto es la causa más frecuente de fallo intestinal y se debe a la pérdida anatómica de longitud intestinal por resecciones quirúrgicas, o a la ausencia congénita de intestino. La etiología funcional se debe a trastornos de absorción derivados de la disfunción del enterocito o por trastornos de la motilidad.
A pesar de que el intestino fue uno de los primeros órganos en ser trasplantado en el campo experimental, ha sido el último órgano en sumarse al campo clínico de los trasplantes. En 1960, el Dr Starzl describió en animales que el trasplante combinado del hígado e intestino era técnicamente factible como parte de un injerto multivisceral. Las primeras experiencias de trasplante intestinal aislado en la clínica humana, se realizaron en la década de los años 60. Todas fracasaron en el postoperatorio inmediato debido a rechazo y/o problemas técnicos. En los años 80, la introducción de la ciclosporina viabilizó el trasplante
de los órganos sólidos, pero este éxito no se pudo extrapolar al trasplante intestinal, esencialmente debido al desarrollo de rechazo e infecciones. No obstante, con ciclosporina se describieron las primeras supervivencias prolongadas. Fue en 1988, cuando Grant y colaboradores realizaron el primer trasplante combinado hepato-intestinal, aunque el primer trasplante en el que el hígado formó parte de un injerto multivisceral fue realizado por el Dr Starzl. Entre 1988 y 1991 se realizaron un total de 12 trasplantes combinados y 2 multiviscerales manteniendo la ciclosporina como principal droga inmunosupresora . Con la introducción del tacrolimus a principios de los años 90 en nuestra Universidad, el trasplante intestinal pasó de ser un tratamiento experimental a ser el tratamiento de elección en pacientes con fallo intestinal y complicaciones de la nutrición parenteral (NPT). La irrupción de la NPT a principios de la década de los años 70, produjo un cambio dramático, cualitativo y cuantitativo, en el manejo y supervivencias de los pacientes afectos de fallo intestinal. Sin embargo, la NPT, a pesar de sus grandes virtudes, no está exenta de complicaciones. Las principales y más importantes son la necesidad de vías centrales para su administración y en su defecto la falta de accesos venosos para las mismas, la sepsis y el fallo hepático.

Eventos

L M M J V S D
 
 
 
1
 
2
 
3
 
4
 
5
 
6
 
7
 
8
 
9
 
10
 
11
 
12
 
13
 
14
 
15
 
16
 
17
 
18
 
19
 
20
 
21
 
22
 
23
 
24
 
25
 
26
 
27
 
28
 
29
 
30
 
31