-A +A
Inicio >> Actividad Cientifica >> Trasplante Hepatico Experimental

Trasplante Hepatico Experimental

LA CIRUGÍA EXPERIMENTAL. MODELOS DE EXPERIMENTACIÓN ANIMAL
La observación y el estudio de los animales ha permitido al hombre aprender y comprender el soporte biológico de la vida en todos los ámbitos del conocimiento, entre los cuales se encuentran las Ciencias Quirúrgicas. Así la Cirugía Experimental es una actividad dentro del desarrollo científico, que ofrece un amplio abanico de posibilidades para el progreso de la Medicina. Como disciplina puede accederse a ella desde diversas ramas de la Ciencia y permite el ensayo y desarrollo de procedimientos quirúrgicos y el aprendizaje del Método Científico, de tal forma que, el trabajo con animales de laboratorio ha sido y es, antesala obligada para la innovación y puesta a punto de los avances en Cirugía Clínica. La reproducción y validación de los modelos experimentales ha facilitado la extrapolación de los conocimientos adquiridos a la Medicina.
En Cirugía Experimental se define como modelo a aquella situación provocada y reproducible que proporciona un soporte biológico en el que puede estimarse la repercusión de diferentes parámetros para constatar una relación “causa/efecto”, obviando la principal interferencia del trabajo experimental que es el azar.
Los modelos animales empleados en investigación se han dividido en cuatro grupos: espontáneos, inducidos, negativos y huérfanos.
1. Los modelos espontáneos o no manipulados se obtienen por selección de animales consanguíneos que expresan una variable o entre las poblaciones en las cuales un gran número de animales expresan dicha variable.
2. Los modelos inducidos o manipulados se obtienen mediante una provocación experimental que se puede clasificar en cinco grupos:
a. Administración de sustancias biológicamente activas, por ejemplo la inducción de diabetes tras la administración de estreptozotocina.
b. Manipulación quirúrgica, como la hepatectomía parcial para el estudio de la regeneración hepática.
c. Administración de dietas modificadas, carentes o excedentes en componentes, por ejemplo en el estudio de hipovitaminosis o hiperlipidemias.
d. Cambios etológicos en modelos de aprendizaje o modificación de la conducta por el aislamiento en el caso de las “ratas asesinas”.
e. Manipulación genética o animales transgénicos que permiten la obtención de modelos especiales que están siendo de gran ayuda en la comprensión de mecanismos patogenéticos y terapéuticos.
3. Los modelos negativos son aquellos en los cuales una determinada variable no se desarrolla, por ejemplo la resistencia de algunas razas de conejos a la infección gonocócica. El interés está en el estudio de los mecanismos que proporcionan esta resistencia.
4. Los modelos huérfanos son los que expresan una variable no conocida en la especie humana, como por ejemplo la enfermedad de Marek producida por un virus linfoproliferativo. Cuando esta variable se describe también en la especie humana se dice que este modelo animal ha sido adoptado y se incluye en una de las categorías anteriores, como por ejemplo sucedió con la encefalitis espongiforme bovina y su correlación con la enfermedad de Creutzfeldt-Jakob.

Eventos

L M M J V S D
 
 
 
 
 
 
1
 
2
 
3
 
4
 
5
 
6
 
7
 
8
 
9
 
10
 
11
 
12
 
13
 
14
 
15
 
16
 
17
 
18
 
19
 
20
 
21
 
22
 
23
 
24
 
25
 
26
 
27
 
28
 
29
 
30